En el oeste bonaerense muchos tambos manejan proyecciones de moderado crecimiento

29.03.2017 10:31

Las subas graduales que vienen obteniendo los productores cada mes invitan a pensar en transitar un mejor año lechero, a pesar de una coyuntura complicada, en donde la demanda interna, el mercado internacional, los problemas de algunas industrias y la inestabilidad climática no terminan de alinearse con estas proyecciones optimistas.

El último reporte de la Cámara de Productores de Leche de la Cuenca Oeste de Buenos Aires (Caprolecoba) confirmó que “en el Oeste, muchos tambos manejan proyecciones de moderado crecimiento para el 2017”. 

Estas perspectivas, optimistas si se tienen en cuenta los bajos precios internacionales y una demanda interna de lácteos que no retoma fuerza, indica en parte que por lo menos, el primer eslabón de la cadena está comenzando a despegarse del fondo que ya tocó, tanto en lo productivo como en lo económico, y en este panorama las señales de mejores precios, aunque aún insuficientes, comienzan a levantar un poco la moral de los productores lecheros para este 2017 si la tendencia continúa.

En su informe, la Caprolecoba destacó que “la producción en el mes de marzo, permanece por debajo en la comparación interanual con 2016. Con una influencia importante del fuertísimo stress ambiental de los últimos 10 días de febrero, que desplomó el rendimiento individual de las vacas entre 2 y 6 litros/día. Y llegó en algunos casos a provocar una mortandad de animales considerable, como hacía tiempo no se veía. Ahora, a mediados de mes, otra vez tiende a recuperarse, pero sabemos que este proceso es más lento, sobre todo cuando todavía predominan en los rodeos las vacas de segunda mitad de lactancia, que fueron precisamente las más afectadas”.

Además, como datos alentadores, confirmó que la brecha interanual tiende a achicarse (hoy rondaría el 6% de baja) y en el oeste, muchos tambos manejan proyecciones de moderado crecimiento para el 2017.

En cuanto al escenario comercial, la Caprolecoba manifestó que “si bien no se logró mantener el porcentaje de suba de enero, el incremento experimentado por el precio de la leche a los tambos en febrero, rondó en la Cuenca Oeste de Bs As el 3,5% en $/litro y en $/KSU (Kg de Sólidos Útiles). Y se ubicó cerca de los u$s 0,32/litro”. Respecto a lo que se espera de marzo, destacaron: “Nuestra escasa oferta se confronta con una demanda muy necesitada, pero en apariencia cautelosa, a pesar de la importante capacidad ociosa instalada. A pesar de que se trabaja con stocks más bajos que lo habitual. Y a pesar de que se vende todo lo que se elabora, en un mercado local, donde los lácteos se comercializan con precios del más alto nivel mundial”.

 

 

todoagro