Se agudiza la situación del sector lácteo en el país

17.02.2014 10:17

La falta de rentabilidad sigue siendo un dolor de cabeza para los productores, cada vez más complicados por las malas políticas del Gobierno en la materia. Advierten sobre la pérdida de “tambos y mano de obra” en la actividad

Como Hoy viene publicando en sus anteriores ediciones, la situación del sector lácteo en el país es cada vez más endeble. Y lejos de buscar soluciones para mejorar la realidad de los productores nacionales, el Gobierno continúa con la tesitura de no escuchar los reclamos, manteniendo en pie políticas que en nada han beneficiado a los tamberos.

“La problemática del sector sigue siendo muy crítica, con valores en el precio del litro de leche que oscila entre los $ 2,35 y $ 2,60, con insumos que en promedio se han disparado en el año anterior y en el presente por encima del 48% logrando que el productor no llegue, en algunos casos, a cubrir su costo de producción llevándolo a su quebranto”, aseguró el senador provincial y productor agropecuario, Omar Foglia.

Según explicó Foglia, “lograr mejores créditos bancarios, siempre es una solución coyuntural pero no lo aleja al sector del problema estructural provocado por la falta de políticas adecuadas donde vemos que todavía la producción total de leche de la Argentina del año 1999 sigue siendo casi similar a 15 años de distancia, con el agravante de haber perdido en ese tiempo no solo tambos sino familias y mano de obra de esa actividad”.

Justamente, el cierre de tambos fue el golpe de efecto en la larga cadena de errores que significaron las políticas del kirchnerismo para con el campo. De acuerdo a una serie de datos presentados por la Mesa Nacional de Productores de Leche, actualmente quedan aproximadamente unos 10.500 tambos en todo el país  (luego del proceso de liquidación de rodeos lecheros registrado en 2009/2010), una cifra que enciende la alarma, más aún si se tiene en consideración que, a lo largo de estos últimos años, el porcentaje de cierres de estos establecimientos llegó al 40%.

Otro dato llamativo es que, pese al enroque de ministros (Carlos Horacio Casamiquela asumió en la cartera de Agricultura en reemplazo de Norberto Yahuar) los problemas siguen siendo los mismos. De hecho, a principios de este mes, Casamiquela no pudo arribar a un acuerdo con los productores rurales y la tensión se mantiene en aumento, a punto tal que algunos tamberos no descartan medidas de fuerza como movilizaciones y reclamos. 

Vuelven a poner la mira en las políticas K

El vicepresidente de la Sociedad Rural, Daniel Pellegrini, cuestionó ayer al gobierno nacional por continuar con los “mismos remedios” que “llevaron al fracaso” en políticas implementadas para el sector agropecuario.

Pellegrini apuntó contra el gobierno nacional al señalar que “hace siete campañas atrás viene aplicando la misma política”.  Y se quejó porque “este año con un ministro nuevo (como  Casamiquela) que conoce del paño y sabe como son las cosas volver a reiterar los mismos remedios que ya llevaron al fracaso rotundo de las políticas implementadas”.

El dirigente ruralista también admitió que “el país está en un momento especial, tenemos que tener en buena consideración”, aunque destacó que las recientes medidas económicas “aparentan intentos de que se solucione, pero falta bastante para solucionar”.

“Tenemos que ver como impacta esto dentro de nuestras cuentas, pero desde ya descontamos  que va a ser negativamente”, advirtió.

 

extraído de http://diariohoy.net